Nada debería joder un viernes

Hoy es viernes...y nada debería joder un viernes. Ni siquiera una reforma laboral que "seguro va a provocar una huelga general " y que va a ser "extremadamente, extremadamente agresiva". Me voy a cagar en las personas que han dicho esto ALTO Y CLARO, en las personas QUE SABEN MUY BIEN DÓNDE LO HAN DICHO Y QUIÉNES LES ESCUCHABAN EN ESE MOMENTO. Me voy a cagar en ustedes porque esperan que los "pobres ciudadanos" terminemos el día de hoy, viernes, dándoles las gracias al no haber decidido esclavizarnos. Ninguna reforma hoy será tan EXTREMADAMENTE, EXTREMADAMENTE AGRESIVA como la que nosotros mismos ya nos hemos imaginado. Y por eso, cuando hoy sepamos lo que pretenden diremos aliviados...¡¡uff!! pues no era para tanto. Pero a mí, ya me han jodido el viernes. Porque no soy más lista, ni mejor persona que nadie. Simplemente me cago en todos ustedes que mañana se pondrán su ropa de finde y seguramente se vayan a comer gambas a la plancha y se rían mucho con sus amigos, los pelotas de turno. O se cojan el todoterreno y se vayan a desestresarse a algun parador o a algún campo de golf, quien sabe, quizá a los de mi pueblo, porque están agotados de tanto mandar. Me quedo con este video de nike, que me ha hecho emocionarme, y sí, aunque penséis que escribo esto con rabia, estáis equivocados, lo escribo con LÁGRIMAS EN LOS OJOS. Las de la rabia, sí, pero también las de la impotencia, las de la injusticia y las del orgullo de gente como éstos del video. Hoy es viernes...y nada debería joder un viernes.

3 comentarios:

  1. El duro trabajo físico, el cuidado del hogar y de los hijos, las mezquinas peleas entre vecinos, el cine, el fútbol, la cerveza y, sobre todo, el juego, llenaban su horizonte mental. No era difícil mantenerlos a raya. Unos cuantos agentes d...e la Policía del Pensamiento circulaban entre ellos, esparciendo rumores falsos y eliminando a los pocos considerados capaces de convertirse en peligrosos; pero no se intentaba adoctrinarlos con la ideología del Partido. No era deseable que los proles tuvieran sentimientos políticos intensos. Todo lo que se les pedía era un patriotismo primitivo al que recurrir en caso de necesidad para que trabajaran horas extraordinarias o aceptaran raciones más pequeñas. E incluso cuando entre ellos cundía el descontento, como ocurría a veces, era un descontento que no servía para nada porque, por carecer de ideas generales, concentraban su instinto de rebeldía en quejas sobre minucias de la vida corriente. Los grandes males ni los olían. (1984. George Orwell) LEEDLO.

    ResponderEliminar
  2. Mira que el patriotismo no se me da especialmente bien, pero ese anuncio me encanta; y tienes razón, nada debería estropearte un viernes, así que oigas lo que oigas, tú a lo tuyo, que serás más feliz ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Vivan los viernes!! a pesar de que hoy sea lunes.

      Eliminar

Ahora me encantaría saber qué piensas tú